High Speed Car Ramp: Hay que mandar a los autos a volar

Proyecto para Rampa de autos en Lisboa

Ese es el planteamiento que hicieron dos arquitectos portugueses mediante el envío de su proyecto para el concurso de un puente para la “Segunda Circular” de Lisboa, Portugal.

Jorge Pereira y Tiago Barros rompieron todos los esquemas enviando “High Speed Car Ramp“, un proyecto que en la realidad es muy poco probable que sea construído, pero ganaron el reconocimiento del jurado, mediante una mención honrosa que destaca el concepto medular de su proyecto: Las ciudades se deben pensar primero para peatones y ciclistas y los autos deben adecuarse a ese diseño posteriormente.

Render de autos voladores en Lisboa

El proyecto de puente consiste en una rampa que permitirá a los autos “volar” para pasar sobre las vías de peatones y ciclistas. Todos los cálculos hechos para el proyecto son reales. Se estima que los autos deben tomar la rampa a unos 120kms. por hora para poder saltar al otro lado. Como todo está pensado, en el caso muy probable de que haya tacos, habrá semáforos a 500mts del salto, para que los autos logren alcanzar la velocidad necesaria para cruzar.

Finalmente este diseño apuesta a generar atractivo a la ciudad, transformándose en un foco turístico para turistas, los que se colocarán en parques al rededor de esta rampa y así ver el espectáculo de cientos de autos volando cada minuto.

Celebro la ironía utilizada por este par de arquitectos, los cuales “sacrificaron” ganar el premio mayor en pro de enviar un poderoso mensaje a la comunidad diseñadora de entornos urbanos. Las personas primero, después las máquinas.

Más información en: Soitu.es Cuando los coches vuelan y ceden el paso a los peatones

Gracias Constanza por el dato!